Volver

; dividida entre quienes están con unos o con otros o, simplemente, son “neutrales” a la toma de posturas.

La madrugada del 8 de noviembre de 2008 se produjo el penoso incidente.

Un grupo de jóvenes de Los Cóndores fue a bailar a Berrotarán, al boliche “La Obra”. A la salida, cuatro de ellos subieron a un Fiat Palio blanco al mando de Gonzalo Nicolás Beltrame (18). Minutos más tarde, salieron las camionetas de quienes hoy están acusados: Paredes con una Toyota Hilux y Bossio con una Ford Ranger. A ambos se los señala por haber estado corriendo una picada entre Berrotarán y Los Cóndores, sobre la ruta nacional 36.

A muy alta velocidad, alcanzaron en la ruta al Palio de Beltrame. Aparentemente Paredes comenzó a pasar el Fiat con la camioneta de Bossio por detrás. Allí habría demorado el sobrepaso para que Bossio no tuviera tiempo de pasar. De frente venía otro Palio, de color azul, con dirección hacia Berrotarán. Con esa dificultad –según la acusación– a muy alta velocidad Bossio mordió la banquina, se salió de la ruta, volcó varias veces y provocó el choque frontal entre los dos Fiat Palio.

Por la violenta colisión, murieron Beltrame, Gianna Daniela Trecco (16) y Laura Noelia Pelegrín (16), los tres ocupantes del auto blanco y oriundos de Los Cóndores. En el vehículo azul falleció quien viajaba como acompañante, Samuel Medina Maldonado (22), de Embalse.

Además, resultaron gravemente heridos y con secuelas Vanesa Fernández –que iba en el Palio blanco– y Martín Basualdo –acompañante de Bossio– que quedó en silla de ruedas. Con lesiones leves, hubo otros tres jóvenes que viajaban en ambos automóviles.

Dolo eventualSeguir Leyendo >>


Publicado el 11/09/2015